Una torta a tiempo…

17 Oct

Mítica frase pronunciada durante años y siendo traspasada de padres a hijos como verdad absoluta.

Ahora que todos nos hemos vuelto unos expertos en crianzas con apego, en el respeto a los niños y un largo etc que solo son palabras vacías me sigo sorprendiendo de las “perlas” que oigo.

Porque jamás entenderé la criminalizacion que se hace a ciertos comportamientos infantiles dándole una visión adulta. Poniendo etiquetas como “malo” o “malvado” que no solo condicionan y posicionan a ese niño sino a sus padres.

Cuando eres el afectado, cuando es tu hijo el agredido el instinto lobuno sale a flor de piel y no importa lo que haya que hacer, ni lo que haya que decir ese comportamiento hacia tu hij@ debe terminar. Pero no olvides que en ese momento él también aprende la forma como se resuelven las situaciones problemáticas.
Y oímos las perlas que a mi me siguen aterrorizando:
1.- Si te pegan defiéndete y se la devuelves. Pero tu no empiezes eh?
2.- A las niñas no se les pega.
3.- Prefiero que sea un agresor a una víctima.

Yo me indigno en estado superlativo.
1.- Si te pegan y no puedes solventarlo busca un adulto. Pide ayuda porque eso es algo que se aprende. El dia de mañana si alguien le hace Bulling tiene que saber a quien dirigirse, que sus padres estan alli, y que van a ayudarle. Eso es lo que hay que enseñar.
2.- No se pega a NADIE, ni unos ni otras. Queremos una sociedad igualitaria no mujeres del mañana mas  débiles que los hombres. Y lo que mas me sorprende es que esta frasecita siempre sale de la boca de una mujer.
3.- Prefiero que mi hijo pueda explicarme lo que le esta pasando si él no puede manejarlo. Y yo como madre intentaré ayudarle con todas las herramientas que disponga y las que me invente. No quiero una víctima pero no quiero un agresor tampoco.

Se nos llena la boca del respeto a la infancia pero luego les damos mensajes contradictorios.

Intentemos dar a los niños herramientas para que el dia de mañana sepan manejar las situaciones y si no las saben manejar  que sepan pedir ayuda.

Besos Molones

Anuncios

12 comentarios to “Una torta a tiempo…”

  1. Elena 17 octubre, 2013 a 10:27 #

    Muy de acuerdo! La gente no es consciente de todo lo que hay detrás de esas frases y ese aprendizaje! Lo de que, ” tiene que saber defenderse” parece que sólo
    pasa por devolver el golpe: donde quedan herramientas como la asertividad o el pedir ayuda a quien sepa y pueda proporcionársela? Ah claro, que el problema esta en que la mayoría de los adultos tampoco las conocemos, y los padres no podemos enseñar aquello que no somos capaces de hacer…

    Un abrazo y gracias por poner el debate y la reflexión en el “aire”

  2. pasitosgigantes 17 octubre, 2013 a 11:17 #

    Totalmente de acuerdo; par mí, eso es educar, dotar de herramientas a estas personitas que se están incorporando a la vida.

    Saludos gigantes!

  3. maría 17 octubre, 2013 a 11:36 #

    yo estoy de acuerdo en parte. rocío era de las que recibía y no sabía defenderse, no sabía actuar. cuando devolvió un bocado en la cara (para verle la cara…) con un guantazo, le dije que no se pegaba, pero yo entendía la reacción y en parte me sentí aliviada de que hubiera respondido y supiera defenderse, si no a saber cómo hubiera tenido la cara (dientes marcados y negral tuvo por más de una semana). yo no miré mal al niño en cuestión, son cosas de críos, pero mi hija aprendió a manejar al menos la defensa en ese aspecto. y te digo que el otro niño solo recibió lo justo para apartarse.
    si tu hijo es el que recibe siempre, la verdad es que estás deseando que sepa defenderse, ruth. es difícil ponerse en los dos casos.

  4. Mamá en Bulgaria 17 octubre, 2013 a 11:38 #

    A mis hermanos y a mí nos criaron con la “buena torta a tiempo”.. no mola nada.
    Por otro lado educar a mis hijos es el mayor reto al que me he enfrentado hasta ahora, porque de que lo haga bien depende cómo será su vida en unos años. Qué miedo me da meter la pata…

  5. Alejandra BrazosyAbrazos 17 octubre, 2013 a 12:06 #

    Yo estoy casi de acuerdo. Podría decir que casi totalmente pero creo que los niños han de aprender a defenderse, y responder si se sienten atacados porque no siempre van a tener dónde acudir. Y porque el ir a buscar a alguien que solucione un conflicto por ejemplo en el cole también hace que se les cuelgue la horrorosa etiqueta de acusica y cobarde. Yo lo veo en mi hijo, creo que le repetimos hasta la extenuación que jamás se pega, no es un niño pegón y jamás inicia una pelea, pero no deja que le avasallen. Es decir, si lo atacan se defiende como un gato panza arriba, y te digo esto no solo con niños de su edad, sino con niños mayores, y con eso gana que el que le pega solo le pega una vez, no se queda con ganas de más. Y con su hermana igual, como vea que alguien abusa de ella pone pies en pared y no lo permite.

    Y es algo que sinceramente no quiero que cambie, porque se que nosotros no le imprimimos el espíritu de la violencia ni lo arengamos a que pegue si le agreden, de hecho lo que le inculcamos es que se aparte, ignore a quien le está incordiando, que sea más inteligente que él. Pero no siempre estamos presentes y no siempre hay una figura adulta a quien acudir. Y los niños tienen que aprender a ser valientes y no dejarse avasallar y abusar, porque precisamente los que sufren Bulling son ese tipo de niños, los que se muestran débiles y temerosos ante un abuso.

    Creo que hay más herramientas que contestar con un bofetón, que debemos enseñarles a ser inteligentes, a ignorar y no huir, pero a veces es inevitable que respondan pegando. Por supuesto yo jamás le he dicho “si te pegan tú pega” porque no estoy para nada de acuerdo con que sea así, más bien busco el discurso conciliador y apelo a que sea más astuto, pero no dejo de pensar que, sin que sea algo propuesto por los padres, el hecho de que sepan defenderse y responder a una agresión les facilita las cosas sobre todo de cara al bulling.

  6. Conxi Caballero 17 octubre, 2013 a 23:11 #

    Pues estoy de acuerdo con Alejandra. El año pasado tuvo un problema y no me puse a enseñarle judo pero si a defenderse verbalmente, a decirle a sus atacantes bien fuerte y bien alto que lo dejaran en paz y que no queria jugar con ellos. Y creo que funcionó. Yo si que les digo que si les pegan se defiendan y no es por principios, es por supervivencia, en las escuelas muchos profesores hacen la vista gorda, por no decir que hay muchos niños y pocos docentes (y en las horas de recreo es ridículo) y claro, no tienen ojos en la nuca y cuando ven tb te dicen que intentan no intervenir para que resuelvan sus conflctos, pues mira, no me considero una persona violenta pero yo tb hablo como niña agredida que fui de pequeña y al final acabas soltando alguna ostia a tus agresores. Una pena la verdad.

  7. El rincón de Mixka 18 octubre, 2013 a 11:20 #

    Si quieres que te sea sincera… Yo siempre he sido de esa filosofía también. Tú nunca pegues pero si te zurran, defiéndete… Juas… Ahora leo tu entrada y entiendo lo que dices. Nunca me había parado a pensarlo, la verdad. Y creo que queda bastante claro lo que opino sobre la violencia, tú lo sabes… Pero la verdad es que estoy un poco con Alejandra y Conxi… A veces no es agredir, es sobrevivir. Al menos si no a defenderse pegando, hay que enseñarles a defenderse que otras técnicas. Tampoco pueden vivir toda la vida pidiendo ayuda a sus mayores. Cuando eres adulto, a veces estás sólo y tienes que saber resolver tus propios problemas. A veces cuentas con apoyo y otras no, eso también han de aprenderlo. La vida es así… Pero sí te digo que me ha encantado tu reflexión y que le daré una vuelta… Quizá haya que buscar otra forma de gestionarlo.

    Besitos!

  8. Conxi Caballero 18 octubre, 2013 a 19:32 #

    Por cierto te lo acabo de colgar en Mama ya no grita.

  9. Mamá Robinson 20 octubre, 2013 a 20:47 #

    En casa nos esforzamos por tramitir los puntos a los que te refieres, la niña lo tiene clarísimo, si la pegan se va a buscar un adulto, y a penas tiene problemas con sus compañeros. Es mediadora e intenta ayudar y aconsejar a sus amigas cuandos estas pegan a alguién. Pero Me molesta escuchar a padres decir si te pegan pega o no dejes que te pisen y cosas así, a los niños no debemos trasmitir agresividad sino seguridad.

  10. Marta 21 octubre, 2013 a 13:34 #

    Sí, estoy de acuerdo en la explicación, en los tres puntos, pero la sociedad todavía tiene muy arraigado el “si te pegan, pega”. Yo soy partidaria de la razón, razonar con el niño o niña, bien con tus hijos, bien con tus alumnos, pero para eso, no basta una sola persona. El otro padre, o los demás profesores también deben apoyar la idea. Nosotras, como madres, debemos darles las pautas para que los niños resuelvan sus problemas, avisar a un adulto si te pegan, etc… Y predicar con el ejemplo, claro.
    La resolución de conflictos con mis hijas es pausada, y dialogando. No he evitado que la petite le pegue un mordisco a l’aìnée siempre, pero si que ésta consiga “defenderse” mediante palabras y buenos gestos.

  11. Sílvia 27 enero, 2014 a 22:52 #

    Por una vez no estoy de acuerdo contigo.
    Mi hijo era de los que recibía, en especial de un compañero en concreto. Pasamos todo el curso con estrategias diferentes: habla con él, dile que no te gusta, que te deje en paz, busca a un adulto, proponle otro juego, vete de allí (aunque debo reconocer que esa no me gustaba nada), hablamos con sus padres, con la maestra. Nada.
    Al final, un día en el parque vimos como ese niño cogia un palo y pegaba a nuestro hijo en la espalda con él, dejándole unos moratones que asustaban. Ahí ya no pudimos más: “si XXX te pega, le pegas tú, Sólo vale con él, pero le pegas” Se lo dijimos a la maestra y a los padres del niño “le hemos dado permiso para que se vuelva”. Al día siguiente XXX le pegó y el mío se defendió. Se acabó el problema que habíamos arrastrado casi 6 meses.
    Yo no soy partidaria de las peleas, pero ver a tu hijo con moratones en la espalda sin poder hacer nada te revuelve las entrañas.

  12. Eu 14 febrero, 2014 a 23:46 #

    Yo creo que es una mezcla de todo…. Lo que tampoco me parece correcto es apartar a un niño a la fuerza de otro (que es lo que yo he visto) porque resulta que uno, “durante unos días”, zurra al otro……no es la solución……además, unos días es uno el que zurra y otros días es el otro………principalmente son cosas de niños!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: